A 18 años del incendio que devoró el Museo de Ciencias Naturales



El 1 de julio de 2003 en Rosario el mes comenzaría de una manera atroz. A las 13:30 comenzó un gran incendio que destruyó el Museo de Ciencias Naturales y parte de la Facultad de Derecho de la UNR.

Una bomba de estruendo causó el voraz incendio, que comenzó en los techos de la estructura que albergaba el museo y la facultad. El siniestro no tardó en expandirse por toda la planta alta hasta mitad de cuadra de ambas calles.

A pesar de que, afortunadamente, no dejó heridos, si produjo severos daños materiales en áreas del antiguo palacio recientemente reparadas y destruyó casi por completo el Museo Provincial de Ciencias Naturales “Dr. Ángel Gallardo”.

Horas previas al incendio ya se habían comenzado a escuchar bombas de estruendo, debido a que empleados de la EPE recorrían las calles del centro en una multitudinaria marcha de protesta.

Hasta que los manifestantes se concentraron en la plaza San Martín, frente a la Jefatura de Policía, y varios individuos continuaron tirando bombas de estruendo, que (al menos una) cayeron sobre el techo de la facultad y el museo, desatando el feroz incendio.

Los techos de la parte este y norte quedaron destruidos. En tanto, en la Facultad de Derecho se quemaron aulas nuevas, la escuela de graduados y una sala de teleconferencias.

Por su parte, el museo perdió piezas irremplazables y archivos de alto valor patrimonial. Cada una de las piezas perdidas fueron irrecuperables. Se estima que se quemaron 13.000 piezas del museo (un 70% del total), repartidas en 15 salas.

El museo, que estaba desde 1945 en el antiguo Palacio de Tribunales, edificio construido por iniciativa del empresario Juan Canals en 1888, tuvo que permanecer cerrado por 3 años.

En el año 2006 pudo ser reinaugurado y comenzar su tarea nuevamente, en el segundo piso de la sede de Gobernación, donde en la actualidad perdura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *